.

La Escuela

LA NATACIÓN UN "SEGURO DE VIDA ECONÓMICO"

     

Esta institución deportiva se crea con un objetivo claro y concreto, que es el de fomentar la actividad acuática

a todo nivel, empezando por la formación básica, cuya primera etapa es la de SUPERVIVENCIA, la misma
que consiste en lograr que el niño sobreviva en el agua autónoma e independientemente.
 
En su segunda etapa, sin definir tiempos dependiendo de las aptitudes del niño (a) se enseña y se perfecciona
bajo un proceso metódico por medio de los diferentes estilos que existen en Natación que son:    
LIBRE, ESPALDA, MARIPOSA y PECHO.
 
En la tercera etapa, una vez perfeccionada la técnica de los estilos viene el entrenamiento general y específico
en donde los alumnos desarrollan sus capacidades y cualidades fisiológicas.

            

Es increible pensar que cerca de medio millón de personas fallecen anualmente en el mundo por no saber nadar.  
De ellos el 45% son menores de 5 años.  Las causas son diversas:  accidentes en piscina, en aguas abiertas,
o por cualquier otra circunstancia.  Por esta razón es aconsejable que el niño(a) aprenda a nadar a temprana edad.
 
La actividad acuática dejó de ser un pasatiempo recreativo para convertirse en una ayuda efectiva y práctica en el sistema escolar.
Aparte de ser un seguro de vida para los niños desarrolla y fortalece íntegramente los niveles físico, psicológico e intelectual.
La Natación le ayudará a regular los diferentes sistemas y complacer el ritmo de su actividad, le ayudará a dormir mejor y tendrá
un excelente apetito.
 
En la actualidad la práctica diaria de la Natación, dentro de la jornada escolar, o fuera de ella ha dado estupendos resultados.
En el campo motriz, la autonomía dentro del agua ha logrado que el niño mejore su agilidad y coordinación en sus movimientos,
un aspecto vital a la hora de exigir una buena psicomotricidad en el aula.
 
En el nivel afectivo, la pérdida del miedo hace que el pequeño adquiera confianza y seguridad en sí mismo y canalice de manera
adecuada su energía. En el caso de los tímidos, se integran más al grupo al narrar sus experiencias en el mundo acuático.
 
En el aspecto cognitivo los niños mejoran su predisposición para aprender, incrementando su concentración, las mejoras van más allá.
Socio lógicamente el niño ganó espacio, pues tuvo la oportunidad de experimentar una vivencia diferente al jardín o escuela,
favoreciendo su integración al grupo. Deportivamente los escolares
y colegiales participan en certámenes a nivel institucional en los diferentes campeonatos que organiza la
Federación Ecuatoriana de Natación y la Asociación de Natación de Pichincha.